jueves, 18 de julio de 2013

Luna Sandals


La espera mereció la pena con creces. Desde el martes de la semana pasada no me he quitado mis nuevas sandalias para correr por el monte practicamente ni para dormir. En concreto son el modelo Mono de la marca Luna Sandals, con una suela apta para la montaña de 10 mm. Para mi son las todo terreno, ya que se encuentran en una posición intermedia entre las específicas para correr por asfalto (Venado) y las Oso (mayor protección 12 mm).

Estéticamente me parecen preciosas. El sistema de lazado permite un ajuste muy bueno, intentando procupar siempre que la tira que viene desde el dedo gordo tienda a ir lo más pegado al exterior del pie. Y la suela vibram es una maravilla, incluso con gran agarre en terreno mojado. Han conseguido una gran protección del pie a la hora de correr por terreno complicado (piedras, raices,....) pero a la vez una suela propioceptiva con la que da la sensación de estar completamente descalzo.

Tras cinco días con ellas puestas (las hubiera llevado a la oficina de haber podido) salí a trotar. Fueron 4 kms por pista de tierra, nada de desniveles, y un kilómetro y medio de asfalto. Las sensaciones muy buenas, extrema ligereza y sensación de libertad absoluta. Ni molestias en los cierres, ni en ninguna parte del pie. He de decir que durante los primeros días andando la tira me enrojecía un poco la zona intermedia de paso entre los dedos, pero sin llegar siquiera a producir herida. Esto es algo absolutamente normal. Es por esta razón que recomiendo adaptarse a ellas de una manera muy progresiva, así evitaremos rozaduras indeseadas.

Dos días después de mi primera salida con ellas me lancé al monte. Aquí si que pude exprimirlas bien! Diez kilómetros de montaña con 460 metros de ganancia positiva y 445 negativos. Corriendo por vereas y zonas pedregosas, con abundante vegetación así como ramas y diferentes tipos de suelo. Grandes subidas, zonas de llaneo rápidas y descensos kamikaze! Es en estos últimos donde en ocasiones siento que aún queda tiempo por delante para adaptarme. Pero se trata de eso, de jugar con ellas y divertirse hasta que pie y sandalia sean uno.

Senderos ante la puesta de sol en Cerro Gordo.

Disfrutando con mi compi en esta salida. Roberto se lo pasó pipa y eso q no llevaba lunas!







Es, sin exagerar, el mejor calzado minimalista que he usado hasta la fecha. De verdad, la sensación de creer que vas descalzo mientras cruzas lechos de ríos o subes y bajas pendientes en mitad de la montaña no tiene precio. Pura diversión!

Así que estoy muy contento con las primeras impresiones, deseando hacerles muchísimos kilómetros y que vayan poco a poco tomando la forma de mi pie.


RUN LIKE A HUMAN!



lunes, 15 de julio de 2013

Nolan´s 14 - Tony Krupicka

Aquí enlazo un reportaje que muestra la preparación que llevó el ultrarunner Anton Krupicka para intentar en solitario la Nolan´s 14. Me encantan estos vídeos, ya que me resultan muy motivadores. Sin embargo en ellos solo podemos ver la punta del iceberg. Me resulta espectacular la dedicación en cuerpo y alma de las personas que los protagonizan y el grado de compromiso que adquieren. De alguna manera se trata de algo que es cien por cien extrapolable a cualquier disciplina o quehacer de nuestro día a día.

El pasado 25 de Junio Anton Krupicka tenía que desistir en su intento de completar "Los 14 de Nolan", una ruta de unas 100 millas (160 kilómetros) que corona 14 cumbres de más de 4.000 metros. No se trata de una carrera sino de una aventura. Tras más de 13 horas de esfuerzo continuado y seis picos, Tony decidía poner fin a su periplo y descender de las alturas. Sin embargo, el simple hecho de proponerse una meta así es loable y digno de mi admiración. Me quito el sombrero.

Aquí el primero de tres vídeos:

lunes, 1 de julio de 2013

Verano en Sierra Nevada

Espectacular fin de semana en la Sierra!!!

Salimos desde Trevelez para subir a Siete Lagunas y hacer noche allí. El tiempo de lujo, sin viento ni frío y un cielo estrellado de los que se recuerdan. Al dia siguiente subida al Mulhacén y bajada por el rio Mulhacén para acabar por la acequia alta por encima de Capileira. Enhorabuena a los niños de Tere y a Ana que se portaron como unos campeones en su primera vez en el techo de la península! Aproximadamente unos 23 kms, 2000 metros positivos y unos 1500 negativos.

La sierra está de lujo, con agua y zonas verdes por todas partes. Pronto volveré a correr por estos parajes!!!

 Necesitaba un reencuentro.......